.

.

Comparte

viernes, 11 de noviembre de 2016

Cibermentores. Un servicio de apoyo entre iguales para la gestión de la convivencia en las redes sociales en los centros educativos.

La cibermentoría es un sistema de apoyo entre iguales que funciona en algunos entornos escolares en el que alumnado de edades superiores, normal- mente de 3ºESO en adelante, formado y preparado para ello, atiende a alumnado más pequeño en la gestión de sus relaciones interpersonales en las redes sociales y sobre problemas que puedan surgir en ellas.

Suelen ser chicos y chicas que han pasado por otros sistemas de apoyo entre iguales anteriores que funcionan en los centros (acogida, ayuda, mediación, mentoría o consejo) y que con su perfil socioemocional de sensibilización por las situaciones de interacción que ocurren en internet y en las redes sociales, están en condiciones de formarse para atender las demandas de sus iguales en este terreno. 

Son alumnos y alumnas que tienen un perfil diverso y cumplen funciones variadas: por una parte, se manejan con suficiente soltura técnica en internet, sobre cómo y por qué suceden las cosas en el espacio virtual, y por otra, poseen un perfil sociomoral reconocido entre sus iguales que les sitúan en su órbita de elección cuando necesitan guía y consejo ante situaciones difíciles o complicadas en el mundo virtual. La escuela lo que hace es crear la estructura y organizar y supervisar el servicio para que esa guía y esa influencia sea posible y positiva. 

Compartimos esta guía gratuita escrita por dos miembros de Convives, esperando que sea de vuestra ayuda.

Pincha en la imagen para descargar la guía o bien Pinchando aquí.




martes, 25 de octubre de 2016

La educación emocional, eje vertebrador de la convivencia



Resumen:
Este artículo describe la experiencia compartida de un equipo docente en el proceso de elaboración e implementación de un Proyecto de Educación Emocional como eje vertebrador de la Convivencia de un centro de Educación Infantil y Primaria. 

Palabras clave: 
Educación Emocional, atención plena, mindfulness, fortalezas personales, educación positiva, psicología positiva, Aulas Felices, factores protectores ambientales, factores protectores personales.

Revista Convives Nº 15 En convivencia, Nos funciona...

domingo, 23 de octubre de 2016

Simplifica tu escuela



Resumen:
Los cambios en educación deberían ir precedidos, a nuestro modo de ver y entender, de razonamientos claros y contundentes sobre aquellas concepciones y prácticas que han dado forma a la escuela del siglo pasado y que ya no sirven más. Tal vez así lograríamos deshacernos definitivamente de aquellos estorbos que impiden el avance y sortearíamos las constantes involuciones que insisten en recaer en lo mismo por el simple hecho de “que toda la vida se ha hecho así”. La comprensión del pasado y la memoria pedagógica deben ocupar su lugar en la vitrina de la innovación educativa, para no olvidar tropiezos, evitar repetir errores, preservar lo que es esencial y recorrer sin trabas, con paso firme y ligero, el trecho que todavía nos separa de la escuela que anhelamos. No se trata de despreciar el pasado, sino más bien de sacarle provecho. En este artículo nos proponemos únicamente compartir algunas reflexiones generales acerca de lo que ya no nos funciona para luego formular planteamientos más acordes a nuestros tiempos. 

Palabras clave: Cambio pedagógico, dimensiones clave del cambio, obsolescencia, competencias docentes, prácticas transformadoras.

En revista Convives Nº 15 Nos funciona.

lunes, 17 de octubre de 2016

DETRÁS DE LA NOTICIA


“Hace más ruido un árbol que 
cae que un bosque que crece”

Estos días, los informativos están ofreciendo profusa información sobre un supuesto nuevo caso de acoso escolar. En ésta ocasión se trata de un caso especialmente violento que ha tenido lugar en un colegio de Baleares.

El hecho, como todos los de éste tipo, nos parece triste y lamentable, pero siempre que vemos una situación así no podemos dejar de pensar que dentro de unos días dejará de ser noticia y desaparecerá de los informativos.

Creemos que el problema del acoso escolar es complejo y necesita un análisis más amplio que el actual debate que se ha desatado en los medios, se necesita un debate que huya de los titulares, y que acometa el problema de una forma seria y lo más definitiva posible.

Convives, nuestra asociación, lleva años trabajando el acoso, centrados en la prevención y en la búsqueda de soluciones.  Nos parece que detrás de cada triste noticia sobre un nuevo caso de acoso escolar existen dos puntos de vista:

De un lado, nos consta que existe una realidad dura:
  • Hoy, en cualquier centro, de cualquier lugar, hay chicos y chicas que lo están pasando mal, que sufren cada mañana al ir al colegio. Y esa realidad nos parece tremendamente injusta.
  • Familias que viven angustiadas y no saben como intervenir
  • Profesorado que sigue recurriendo al “cosa de chicos” y al “siempre ha ocurrido”, y con poca idea sobre como acometer el problema.
  • Colegios poco valientes a la hora de afrontar el problema, mas preocupados por su imagen pública que por el bienestar de su propio alumnado.
  • Administraciones lentas, burocratizadas, que cada vez que salta un caso a la pantalla de los informativos, anuncian la puesta en marcha de un nuevo protocolo de detección e intervención. 
  • Una sociedad adormecida, y unos medios de comunicación donde prima el sensacionalismo.

De otro lado, queremos destacar que también existe una cara positiva, esperanzadora. Centros que han hecho ya una apuesta decidida por tratar de erradicar el acoso de sus aulas y por la convivencia positiva.
  • Que han establecido una red tupida de alumnos y alumnas que tratan de impedir el acoso hacia compañeros, o lo detectan precozmente.
  • Que han puesto en marcha programas de tutoría de carácter preventivo, con iniciativas de educación emocional
  • Que se forman, y que forman cada año a alumnado ayudante y mediador, para que puedan resolver situaciones y detectar casos.
  • Que han conseguido hacer del patio de recreo un espacio común de convivencia
  • Que se han dotado de Planes de Convivencia realistas y prácticos.

Centros que no necesitan la presencia de la policía ni de las cámaras de seguridad, porque todos los alumnos y alumnas son responsables del bienestar de todos, porque todo el alumnado es responsabilidad de todo el profesorado. 

Y es que en Convives estamos convencidos que las soluciones llegarán por la vía de la prevención. Esa es nuestra apuesta. 

Centros que cuidan y que se cuidan. Aunque esos no son noticia...

Antonio Lobato. Cádiz. Asociación CONVIVES.

martes, 11 de octubre de 2016

REFLEXIONES EN TORNO AL MALTRATO ENTRE IGUALES

REFLEXIONES EN TORNO AL MALTRATO ENTRE IGUALES


"Educad a los niños y no habrá necesidad de castigar a los hombres" 
Pitágoras

"Lo que la educación no arregle ahora, lo arreglará la policía luego". 
JM Marina


En los medios de comunicación en el País Vasco se ha creado una polémica sobre si poner o no cámaras de vigilancia en los centros educativos para prevenir el acoso entre iguales.

Ayer me llamaron de la EITB para que opinara y, a pesar de que intenté aportar todo lo que va a continuación, solo se emitió poco más de un minuto y, una vez más, se pasó por el tema de puntillas.

El tema del maltrato entre iguales es tan serio que es un peligro hablar de él tan a la ligera, creando miedos a las familias, llevándose las manos a la cabeza cada vez que aparece un nuevo caso, tomando medias puntuales y punitivas como única forma de tratar de solucionarlo. 

Vamos por partes:

1. ¿CÁMARAS EN LOS CENTROS?

Cuando los derechos fundamentales están en juego, hay que ponderar muy bien lo que se hace y responder con rigor al porqué y al paraqué.

Por eso es necesaria la autorización judicial. Es la fiscalía quien, tras una denuncia seria y cómo única forma de obtener información relevante, solicita autorización judicial para instalarlas. Ha de estar muy bien justificado para que se autorice, porque afecta a la intimidad y nunca es una respuesta genérica sino específica para cada caso. De ahí la negativa de la judicatura en ocasiones.

En mi opinión Nunca de modo arbitrario y genérico. No se trata de crear un gran hermano en el centro que controla y castiga. No, incluso aunque el centro lo pida. Los derechos de todo el alumnado no pueden conculcarse por si se diera el caso. Única y exclusivamente cuando el juez lo autorice.

Es cierto que hay que observar lo que pasa en las clases, los patios, los gimnasios, los comedores,... pero esa observación debe ser hecha por el profesorado, el alumnado, las familias y todo el mundo. No sólo observar, también intervenir cuando se vean situaciones de injusticia y abusos, sin mirar para otro lado, como si no fuera asunto nuestro.

Este es un tema que nos afecta a todas las personas porque la educación y el bienestar de los niños, niñas y jóvenes es responsabilidad de toda la sociedad.


2. ¿CÓMO ABORDAR EN SERIO EL ACOSO ENTRE IGUALES?

Nuestra Asociación CONVIVES dedicó el nº3 de nuestra revista a este tema y compartimos los criterios de actuación para eliminarlo de raíz.

¿Dónde está la raíz del maltrato? En la injusticia, en el paradigma de dominio-sumisión y en la falta de competencias emocionales: empatía, autorregulación, abordaje de conflictos sin violencia,....
  • Sólo actuando desde ellos se puede conseguir que desaparezca. 
  • Hacerlo supone hablar de desarrollo moral, de ética del cuidado, de competencias personales y sociales y de educación en valores.
  • Si educamos desde infantil en los valores de justicia y solidaridad, en la ética del cuidado, se desarrollan las competencias emocionales, la autorregulación, la autoestima, la empatía y comportamientos prosociales.. el abuso entre iguales desaparecerá.
  • Si enseñamos a detectarlo, a cuidarnos y cuidar, a no mirar a otro lado cuando se ve una injusticia, a sentirnos responsables de las cosas que pasan y por eso, a actuar, ...no habrá casos de abusos porque nadie los permitirá.
  • Por eso, es tan necesario recuperar el verdadero sentido de los Planes de Convivencia de los centros. Elaborados conjuntamente entre el profesorado, el alumnado y las familias, todos a una y dentro de este plan, las estrategias concretas para prevenir (que no es otra que educar emocional y moralmente) y aplicarlas día a día, paso a paso, sin prisa pero sin pausa. En la escuela y en la familias, todos a una, porque es una tarea comunitaria.
  • Ya vale de llevarse las manos a la cabeza, hay que prevenir y si se detecta algún caso, actuar con criterios educativos. La escuela y las familias están para educar y sabemos que los castigos, las sanciones, solo enseñan que no puedo hacer algo porque me pillan, me ven, me castigan, pero...nada más.
  • La clave está en el desarrollo moral: hago las cosas bien porque quiero hacerlas, no por temor al castigo.

3. QUIÉN HA DE HACERLO?

Aquí quiero reivindicar el importantísimo papel del profesorado y de las familias porque son las dos instituciones educativas fundamentales

Últimamente todo el mundo quiere, y lo consigue muchas veces, entrar en la escuela.

Ya está claro que el maltrato entre iguales, no se puede erradicar con medidas punitivas sino con desarrollo moral y emocional.

Por eso, creo que hay que poner el énfasis en la labor educativa del profesorado y el hecho de otros agentes; en unos casos la policía, que reduce el tratamiento a aspectos punitivos, o diversas ONGs, con programas más o menos educativos, entren en los centros, está consiguiendo dos efectos perversos y muy peligrosos, Uno que se considere que el profesorado no está capacitado para ello y, otro, que haya parte de él que se desvincule de su responsabilidad educativa. 

Conviene no olvidad que la escuela es un espacio educativo y quien puede educar mejor es el profesorado.


Portugalete 10/10/2016
Nélida Zaitegi
ASOCIACIÓN CONVIVES

lunes, 3 de octubre de 2016

Claves de una innovación educativa transformadora


Resumen:
En este breve artículo me gustaría abordar algunas cuestiones que me parece especialmente relevantes cuando nos planteamos las claves de por qué pueden ser innovadores determinados proyectos educativos de convivencia y aprendizaje. Primero me parece necesario clarificar de qué innovación hablamos, pues cada vez tenemos más claro que hay innovaciones que cambian poco la realidad. Después veremos las innovaciones educativas que, entiendo, cambian la realidad y en ella la vida de las personas que participan en proyectos educativos transformadores. Tendré en cuenta algunos de los rasgos que dificultan esos proyectos y les hacen ineficaces y conservadores para detenerme seguidamente en los factores clave que hacen posible caminar en la dirección que hace que esos proyectos sean innovadores y desarrollen los elementos centrales de una educación que nos ayude a vivir y convivir como personas libres, igualitarias, justas y fraternas. 

Palabras clave: Innovación educativa, renovación pedagógica, proyectos innovadores, proyectos educativos transformadores. 


lunes, 19 de septiembre de 2016

Carta abierta a Ana Pastor, de ‘El Objetivo’




El programa dedicado al acoso escolar, del domingo 18 de septiembre, tuvo grandes aciertos: describió lo que es el acoso y el ciberacoso, mostró las consecuencias para la víctima, instó a éstas a no callarse y a hablar… y lo hizo sin tremendismos, con gran realismo. Sin embargo, me quedó un cierto regusto amargo por la falta de alternativas: si yo fuera padre con hijos en los colegios e institutos, pensaría “¿dónde he llevado a mis hijos?, ¿qué puedo hacer?”. Por eso me animo a escribir esta carta abierta.

Quiero destacar que, para la mayoría de los alumnos/as, el centro escolar es el lugar más seguro de su entorno, en el que desarrollan amistades auténticas y duraderas. Así lo señalan múltiples estudios. Lo que no quita que, sin embargo, haya chicos y chicas que no encuentran este ambiente cálido, sufren violencia y lo pasan muy mal. La mayoría de los estudios apunta a un 4% de acoso, aunque sólo citaste el estudio de Save the Children (9,5%). Es igual, con un solo caso de acoso ya estaría justificada una intervención rápida y sostenida contra esa situación de abuso.

El acoso escolar se manifiesta en la escuela, pero es reflejo de la violencia que hay en esta sociedad en la que la competitividad, el dominio y el poder son los valores guía de muchas de nuestras actuaciones. Y el acoso muestra una característica importante en nuestra sociedad: el rechazo al diferente, el miedo al otro. Y es a ese planteamiento al que nos dirigimos desde la educación, para desarrollar conductas basadas en otros valores, como la dignidad, el respeto, la aceptación del otro, en definitiva, basadas en los derechos humanos.

El acoso nos pone sobre la mesa una pregunta fundamental: ¿qué papel ocupa la convivencia en el trabajo educativo del centro? ¿cómo trabajamos la educación en valores? Frente a planteamientos de centros que se limitan a la instrucción en las diversas materias y asignaturas, aprender a convivir y enseñar a relacionarse desde el respeto, la dignidad de todos y los derechos humanos tiene que ser una tarea de primer orden, al mismo nivel que la enseñanza de las materias.

La solución al acoso no va a venir por importar a los centros programas externos, por “consumir” determinadas actuaciones de expertos. Vendrá por situar la convivencia en un lugar central del aprendizaje, por desarrollar en todos los alumnos y alumnas las competencias socioemocionales y los valores morales que hacen posible la convivencia. Esto sirve de prevención, y se dirige a todos: a las víctimas que carecen de estas competencias y no saben defenderse, a los agresores que necesitan ser reeducados en otro planteamiento no violento y, sobre todo, a los espectadores, grupo clave para impedir el acoso y grandes ausentes en tu programa.

Desde la Asociación CONVIVES nos ofrecemos para colaborar en todo lo que suponga erradicación de la violencia y desarrollo de una convivencia positiva. Puedes contar con nuestra Asociación para lo que estimes oportuno.


Pedro Mª Uruñuela Nájera. - Asociación CONVIVES